MUSEO DE LA BIODIVERSIDAD

Panamá Puente de Vida

Image

Llega el tiempo del receso escolar y la ciudad de Panamá cuenta con lugares curiosos y atractivos a donde no solo se halla distracción y entretenimiento sino también interacción con interesantes enseñanzas que aportan a la cultura general y completan lo aprendido durante la temporada de estudio.

A pocos minutos de cualquier punto de la ciudad, en un lugar que posee encanto y atrapa, encontramos el Museo de la Biodiversidad, un edificio único y distinguido, lleno de colores como los paisajes y la cultura panameña; a orillas de la Calzada de Amador, asomándose a la Bahía de Panamá, pueden distinguirse los pliegues de paneles metálicos de colores que caracterizan su fisonomía y le dan una apariencia extraña.

El majestuoso edificio es una maravilla arquitectónica, primer proyecto para Latinoamérica, del afamado arquitecto canadiense Frank Gehry. En su superficie de 4000 metros cuadrados se explica la historia geológica y ecológica del istmo panameño y se fomenta la conservación del su rico patrimonio natural.

La biodiversidad es la variedad de la vida, la infinidad de especies vegetales, animales, hongos y microorganismos, que viven en un espacio determinado, su variación genética, los ambientes de los cuales forman parte, los paisajes donde se ubican, y sus procesos ecológicos y evolutivos.

Las salas del Biomuseo exponen temas temporales: Niños sanos y felices, investigación personal; Tiburones gigantes y Camellos diminutos, restos fósiles; Eres lo que comes, salud; y permanentes, combinación de ciencia y arte, con vistas y luz natural, que explican la formación de la zona que hoy llamamos Panamá, las repercusiones que tuvo para la biodiversidad y las amenazas actuales. Una propuesta inspiradora que hace que los visitantes se hagan nuevas preguntas sobre el surgimiento del istmo, utilizando conceptos científicos a través del arte, con el fin de comprender la repercusión de la biodiversidad en el diario vivir de las personas, apoyándose en actividades como la gastronomía.

La entrada presenta una exhibición sobre la evolución humana; en el jardín botánico que lo circunda, diseñado por la paisajista Edwina Von Gal, se pueden apreciar especies del bosque tropical panameño.

Image

Además de ser un sector de fácil acceso, el Museo de la Biodiversidad presenta una propuesta atractiva para las familias; niños, adolescentes y adultos pueden realizar el recorrido completo en dos horas, conducidos por guías y voluntarios competentes y dispuestos, que muestran, de forma alucinante, la historia geológica de la espectacular región que habitamos, desde su formación,por un costo para residentes de B/12 para los adultos, niños menores de 18 y jubilados B/6.00; se pueden consultar paquetes familiares.

Está abierto de martes a viernes de 10.00 a. m. a 4.00 p. m. y los sábados y domingos de 10.00 a. m. a 5.00 p. m. ¡Visite el Museo de la Biodiversidad!, una excelente opción para conocer la geología panameña y replantearse aspectos de la vida diaria para cambiar hábitos, un lugar completamente cercano y económicamente accesible para disfrutar con la familia, un espacio que ofrece formas de colaborar activamente ya que se están requiriendo voluntarios que hablen chino.





adriana

POR ADRIANA MUL

Profesora de Lengua y Literatura Española, Ciencias Sociales y Naturales universidad de Mar del Plata - Buenos Aires - Argentina

by ChungSir Edicion Número 55 Noviembre - Diciembre 2.016