Nace un bebé en China cuatro años después de la muerte de sus padres

Shen y Liu murieron en un accidente cuando estaban a punto de someterse a una fecundación in vitro.


Image

Shen Ji y Liu Xi llevaban casados dos años cuando decidieron someterse a un tratamiento de fecundación in vitro. Poco después, en marzo de 2013, murieron en un accidente de tráfico en China justo cinco días antes de que uno de los cuatro embriones fecundados iba a ser transferido al útero de la mujer. Sin embargo, tras su fallecimientos los embriones tuvieron que ser congelados. De uno de ellos nació hace tres meses el hijo de pareja. Pero, ¿cómo?

Todo comenzó al morir la pareja. Los padres de Shen y Liu se enfrentaron a ardua batalla legal para poder utilizar estos embriones e implantarlos en un vientre de alquiler, lo que se conoce como gestación subrogada. Este procedimiento es ilegal en China, por lo que los abuelos del nuevo bebé cambiaron de estrategia y solicitaron a la justicia la custodia de los embriones para poder trasladarlos a otro país que sí se lo permitiera. Así, en enero de 2017 consiguieron, con ayuda de una agencia de gestación subrogada, llevar los cuatro embriones a Laos, país en el que está permitida esta práctica.

Allí encontraron a una mujer de 27 años dispuesta a llevar en su vientre al hijo de Shen Ji y Liu Xi. Aunque le implantaron los cuatro embriones solo uno se desarrolló, Tiantian, que en chino significa dulce.

Nació en diciembre de 2017

Según relata el diario 'Beijing News', cuando el embarazo ya estaba avanzado la mujer se trasladó a China para dar a luz con el único objetivo de que el bebé tuviera nacionalidad china. Tiantian nació el pasado mes de diciembre en un hospital de Guangzhou y desde entonces vive con sus abuelos maternos, que son quienes se encargan de sus cuidados, aunque los paternos también le visitan muy a menudo.

Sin embargo, no todo han sido facilidades desde el nacimiento. Las autoridades chinas obligaron a los abuelos a realizarse pruebas de ADN para confirmar que tenía un nexo genético con el bebé. Una vez comprobado, ellos se quedaron con su custodia.

En varias entrevistas que han concedido a medios del país con motivo de los 100 primeros días del pequeño han expresado sus dudas sobre cómo contarle a Tiantian sus antecedentes. "Desde su llegada a este mundo, este chico está destinado a estar triste. Otros bebés tienen un padre y una madre y él no", dice su abuelo paterno.


by www.elconfidencial.com - 12.04.2018 – 11:54 H Articulo Original