Celebrando el Festival de la Luna

¿Lo estamos haciendo bien?

Nuestros lectores en CHUNG SIR, la gran mayoría nacieron y crecieron en Panamá.  Y poco se han expuesto a otros ambientes donde se celebra el Festival de la Luna.  Solo conocemos lo que hace nuestro círculo cercano, nuestra familia.  Comenzamos con nuestras mamás, abuelas o tías cocinan varios platos para esa noche, previo anuncio de unos días que ya es el Festival de Medio Otoño.  Recuerden que en Panamá, solo tenemos estación lluviosa por 9 meses y la estación seca por los otros 3, por ende no entendemos lo de otoño o primavera.

Posiblemente en esa semana has tenido que manejar para llevar a tus parientes a las casas de familiares para entregarles esos costosísimos dulces de luna.  Y hay esta cantidad de intercambio de cajas que vienen y van.  A la verdad, si hay la oportunidad de comerlos frescos, es delicioso, especialmente que no le han puesto alguito de preservativo.

Pero siguiendo ocupado en el negocio, olvidamos de decorar para esta ocasión, que viene siendo el segundo en importancia después del Año Nuevo Chino.  Los niños no juegan con lamparitas, y hay que estudiar en la internet para aprender a hacerlas.  Solo nos sentamos y comemos opíparamente ese banquete.  El plato principal son los dulces de luna con nuestro vaso de té.

A la verdad, nos falta dedicar tiempo para conocer las historias o los cuentos relacionados con este festival.  Y quiero compartirles algunos puntos que al irlo adaptando a su vida, tendrá un mejor significado el Festival de la Luna.

En algunos países de Asia se celebran feriados /Myanmar, Japón, Laos, Vietnam, Korea y claro China), es decir son días libres, y las familias se organizan para cenar juntos.  Aunque no cerramos, hacemos algo para terminar antes nuestro trabajo y poder manejar a dónde es la cena.  Por lo general habrá platos con comidas como la toronja (la gigante), taro/otoe, loto, el pak chi cai (gallina sancochada)  y en Panamá, las frutas que están en temporada:  piña, sandía, papaya.

Comencemos a hacer cambios, y sería con nuestros chicos:  linternas o lámparas con luces.  Ya sea que le adaptemos unos foquitos de bateria, o los compremos ya hechos.  Pero permitamos que corran en la noche por el parque con sus pequeñas linternas.

Foto del avatar

Ana Chung

Lic. en Diseño Gráfico, egresada de la Univ. de Panamá, con 31 años en el campo publicitario. Involucrada en organizaciones comunitarias, le apasiona la formación de niños y jóvenes con la disciplina de la música.

Ana ChungCelebrando el Festival de la Luna

Related Posts

septiembre 5, 2022

Cómo cambia nuestra celebración

Tuve la oportunidad de entrevistar a mi suegra, Chan Kam Fa y preguntarle cómo celebraba el Festival de la Luna. ...

julio 29, 2022

El Control de Precio es Descabellado

El gobierno está desesperado en complacer a la mesa única del diálogo.  Es la forma más rápida de bajar los precios a costa de las ganancias de ...